Estás leyendo | Deserción escolar: 110 niños y jóvenes abandonaron sus estudios en Punilla durante 2020

Deserción escolar: 110 niños y jóvenes abandonaron sus estudios en Punilla durante 2020

A nivel regional, fueron 464 los estudiantes que dejaron de serlo en el primer año de pandemia.
Foto: Comunicaciones Ministerio de Educación (Flickr)

La Seremi de Educación de Ñuble informó las nuevas cifras de deserción escolar en la región. Un total de 464 niños y jóvenes dejaron el sistema educacional a nivel regional; de ellos, el 62% son hombres y el 38% son mujeres. De todos los niveles registrados, que van desde primero básico a cuarto medio, el primer año de Enseñanza Media registró el mayor índice de abandono escolar -106 alumnos de ese nivel desatendieron su enseñanza educativa-.

La cifra regional es menor a la prevista: el Mineduc en Ñuble proyectaba que durante el año pasado más de 1.200 estudiantes se alejaran de establecimientos educacionales. Igualmente, es inferior a la deserción escolar de 2019, año en el cual 730 jóvenes ñublensinos dejaron las aulas de manera irregular.

En la provincia de Punilla, fueron 110 los estudiantes que dejaron de serlo, lo que significa un 23,71% del total de deserción regional. Así lo detalló el organismo regional a La Fontana. Estos alumnos dejaron su escolaridad durante el 2020, lo que se vio reflejado en que no se matricularon en 2021.

El seremi de Educación, Daniel San Martín, fue enfático en señalar que la deserción -es decir, cuando existe abandono de los estudios– es una problemática que hay que abordar con mucha fuerza e indicó que “nuestro desafío es que esos 464 estudiantes, que por diferentes motivos dejaron el sistema escolar este año 2021, vuelvan a reincorporarse al sistema y continúen con su trayectoria educativa y que, además, no se sumen nuevos niños, niñas y jóvenes a esta cifra”.

LA DESERCIÓN EN LA MIRA DEL MINEDUC

Para combatir la deserción, el Ministerio de Educación ha habilitado dos herramientas que buscan evitar el aumento de estas cifras a futuro. Una de ellas es el Servicio de Alerta Temprana (SAT), instrumento que, a partir del análisis de diversos datos administrativos -información educativa, socioeconómica y familiar-, identifica a estudiantes de 7° básico a 4° medio en mayor riesgo de abandonar los estudios. También existe la Herramienta de Gestión de Contacto, que permite a los establecimientos levantar información sobre la situación de cada estudiante y visualizarla de manera simple, en el contexto de educación online o semipresencial.

Además, el Ministerio ha puesto en marcha el plan «Reinserción oportuna», que contactará a los apoderados de los estudiantes matriculados en 2020 y que aún no concretan su matrícula el presente año.

| Últimas noticias

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios